Como Debes Curar tus Ollas de Aluminio y Acero Inoxidable Antes de Usarlas por Primera Vez

Las ollas son artículos indispensables en nuestra cocina. Las hay de hierro, de barro, de aluminio, de acero, entre otros materiales. Con cada una de ellas, se pueden lograr infinidad de manjares.

Las ollas de barro, por ejemplo, son perfectas para cocinar platos que requieren una cocción más lenta, como guisos y estofados. El barro conserva los sabores de la comida durante más tiempo, lo que la hace ideal para preparar platos rebosantes de sabor. Las ollas de hierro, por su parte, son ideales para platos al horno o para sellar carnes antes de cocinarlas a la parrilla.

Sin embargo, independientemente del material del cual se componga tu olla, antes de que puedas disfrutar de esos platos exquisitos, es necesario seguir ciertos pasos si vas usar la olla por primera vez. En este artículo, te vamos a enseñar los mejores consejos para que sepas cómo curar una olla de modo que esté lista para cocinar platos que dejen boquiabiertos a tu familia.

1-Como curar tu olla de aluminio

Las ollas de aluminio son muy comunes en todas las casas ya que suelen ser relativamente económicas y son prácticas para cocinar. Sin embargo, antes de usar una olla de aluminio recién comprada también es necesario curarla para evitar que los alimentos tomen un sabor metálico al cocinarlos dentro. Para eso seguí estos pasos:

Necesitarás:

-Vinagre o limón

Que debes hacer:

  1. Limpiá la olla. Primero, seguí los pasos anteriores para lavar la olla apropiadamente.
  2. Llená la olla de agua.
  3. Vinagre o limón. Por cada litro de agua, agregá 1/4 de taza de vinagre o de jugo de limón.
  4. Herví el contenido. Poné la olla en el fuego hasta que hierva.
  5. Apagá el fuego. Después de que hierva por 10 minutos, apagá el fuego y dejá enfriar la olla con el contenido dentro durante unos minutos.
  6. Secá la olla. Vaciá la olla y secala con un paño limpio o dejá que se seque al aire libre.

2-Como curar tu olla de acero inoxidable

Necesitarás:

-Detergente

-Esponja

-Papel absorbente

Que debes hacer:

Lo primero que debes hacer es lavarla muy bien con agua tibia y un detergente que te ayude a remover la grasa que trae como protección de fábrica.

-Enjuaga y seca con el papel absorbente.

-Llena 3/4 de la olla con agua.

-Lleva al fuego por 15 minutos.

-Apaga el fuego y desecha el agua.

-Seca bien con el papel absorbente y listo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*